El apoyo escolar en el hogar

El apoyo escolar cobra en estos días especial importancia, en este artículo revisamos los motivos y ofrecemos ideas y herramientas para que el acompañamiento y el refuerzo escolar se desarrolle en casa con los mejores resultados sin sobrecargar a las madres ni alterar la vida familiar.

En tiempos normales, muchos padres (sobre todo las madres) e incluso los abuelos hacen un acompañamiento académico de los niños y les proporcionan apoyo escolar en casa. Pero en estos tiempos de pandemia, dicha actividad ha adquirido una amplitud sin precedentes, y el refuerzo escolar a veces toma la forma de escolarización completa, de escolarización en el hogar. Todo ello plantea problemas de tiempo, organización y de adaptación de las herramientas de trabajo.

Acompañamiento escolar y abuelos
Reconocemos la importancia de los abuelos en el acompañamiento escolar en estos tiempos complejos

Las madres y el tiempo

Es bien sabido que las tareas de la mujer en la familia son múltiples y a menudo muy pesadas, incluso en aquellos hogares en los que participan los padres: hacer las compras, cocinar, limpiar la casa, cuidar a los hijos… A estas labores se añade el acompañamiento en los deberes para casa, la estimulación académica, el refuerzo académico, aquello que denominamos apoyo escolar.

Durante el confinamiento, no había pausa, sobre todo para las mujeres que teletrabajaban. Y, claro está, aún es más complicado para las familias monoparentales.

En estas condiciones, es importante conseguir que los niños aprendan de manera progresiva a trabajar solos durante una parte del tiempo. Esto es lo que permite la pedagogía activa, que cultiva en los niños la confianza en sí mismos, el sentido de organización, el rigor y, por encima de ello, la autonomía.

Sigue leyendo